NO BASTA CON PROBAR LA REALIDAD DE LA EROGACI脫N EN EL RECONOCIMIENTO DE LAS DEDUCCIONES

NO BASTA CON PROBAR LA REALIDAD DE LA EROGACI脫N EN EL RECONOCIMIENTO DE LAS DEDUCCIONES

  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios
  • Categor铆a de la entrada:Noticias

Para el reconocimiento de las deducciones no basta probar la realidad de la erogaci贸n, sino que corresponde al contribuyente precisar y demostrar los motivos por los cuales, en las circunstancias espec铆ficas de su actividad productora de renta, tal erogaci贸n resultaba causal, necesaria y proporcional.

  • CAUSALIDAD: Tienen relaci贸n de causalidad con la actividad productora de renta, todas las expensas realizadas por el contribuyente en desarrollo o ejecuci贸n de la actividad productora de renta, sin que la obtenci贸n de ingresos ni el enunciado del objeto social del sujeto pasivo, sean determinantes a efectos del nexo causal.
  • NECESIDAD: Cumplen con este requisito, las expensas que realiza razonablemente un contribuyente en una situaci贸n de Mercado y que, real o potencialmente, permiten desarrollar, conservar o mejorar la actividad generadora de renta, tomando en consideraci贸n lo acostumbrado en la concreta actividad productora de renta.

No son necesarios los gastos efectuados con el mero objeto del lujo, del recreo o que no est茅n encaminados a objetivos econ贸micos sino al consumo particular o personal; las donaciones que no est茅n relacionadas con un objetivo comercial; las multas causadas por incurrir en infracciones administrativas; aquellos que representen retribuci贸n a los accionistas, socios o part铆cipes; entre otros.

  • PROPORCIONALIDAD: Corresponde al aspecto cuantitativo de la expensa a la luz de un criterio comercial. La razonabilidad comercial de la magnitud del gasto se valora conforme a la situaci贸n econ贸mica del contribuyente y el entorno de mercado en el que desarrolla su actividad productora de renta.

EN CONCLUSI脫N, una determinada expensa guarda relaci贸n causal con su actividad productora de renta, es necesaria y proporcional con un criterio comercial y tomando en consideraci贸n lo acostumbrado en la concreta actividad productora de renta.

Deja un comentario